Bienvenido
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» PROPUESTA DE NEGOCIOS
Miér Jul 15, 2015 5:03 pm por Invitado

» Tributos de los 75th juegos del hambre
Sáb Ago 17, 2013 1:24 am por Tewil

» {#}Registro de Apellido
Sáb Ago 17, 2013 1:16 am por Tewil

» {#}Registro de Distrito
Sáb Ago 17, 2013 12:53 am por Tewil

» {#}Registro de Nombre
Sáb Ago 17, 2013 12:48 am por Tewil

» ●Nuevo registro de Avatar●
Sáb Ago 17, 2013 12:40 am por Tewil

» Pequeña profesional
Jue Feb 14, 2013 4:49 pm por Anne Meyer

» La pluma mágica del escritor (Nuevo) ( Elite) ( Buscamos a mas Lectores Pasivos= Críticos)
Sáb Sep 15, 2012 4:18 am por Marvel Stanford

» Snowflakes At Prague #} Famosos - Normal -
Sáb Sep 15, 2012 4:17 am por Marvel Stanford

Mejores posteadores
Marvel Stanford (724)
 
Ammber Townsend (411)
 
Katniss Everdeen (256)
 
Annie Cresta (214)
 
Ivory Quell (136)
 
Anya Wright (98)
 
Cato Hadley (98)
 
Zhiria Drew (67)
 
Admin (54)
 
Bruno E. Gabanelli (44)
 

Staff
● AMMBER TOWNSEND ●
● MARVEL STANFORD ●
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 40 el Miér Jul 19, 2017 1:51 pm.

Creí que sería un día normal {Ammber}

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Creí que sería un día normal {Ammber}

Mensaje por Cato Hadley el Vie Ago 03, 2012 10:38 am

Un día más como cualquier otro, lo único que debía hacer hoy era asistir a la escuela una semana más estudiando aunque no veía para que, lo único que realmente debíamos aprender era a pelear los estudios no valían la pena. Me puse una playera negra y un pantalón de mezclilla común y simple, me arreglé el cabello con agua como siempre y escogí los útiles que necesitaba para ese día claro sin olvidar meter la espada en mi mochila ya que terminando la escuela debía ir a la academia a entrenar para los juegos, mi rutina diaria.


Salí de la casa y caminé hasta el instituto, no era corta la distancia pero me gustaba caminar para ir teniendo un poco de condición antes de los juegos, tenía que irme entrenando mejor que otros años. Llegué en no más de media hora y entré como cualquier día, le sonreí a las chicas sobre todo a Mía con quien había estado jugando desde hace unas semanas aunque no tenía el menor interés en ella, era solo para distraerme de la rutina diaria.

Entré a la clase de Literatura sentándome en mi mesa hasta atrás donde me gustaba por si no prestaba atención y me quedaba dormido, todo estaba como siempre hasta que una chica entró a la clase, estaba claro que era nueva y no era como las otras podía notarlo y para mi jodida suerte mi compañero de asiento no había venido por la que el profesor la mandó a sentarse a mi lado.

Cualquier otra chica me abría saludado de inmediato sin embargo ella se limitó a sentarse y mirar al frente, no estaba seguro si notaba las miradas de los jodidos chicos del salón pero parecía no importarle en lo más mínimo, e igualmente sentía algunas miradas en mí, me jodía llamar la atención sobre todo en clase.

Cuando el profesor terminó de hablar nos dejó trabajo en equipo, me jodía trabajar en equipo pero hoy era distinto por alguna razón moría por escuchar su voz me causaba misterio aunque de una manera excitante, supongo que era normal siendo nueva. La miré por un segundo era guapa, bueno, guapa se quedaba corto ahora veía porque todos no despegaban la mirada de ellos.

-Debemos empezar el trabajo- dije con la voz neutral no dejaría que me viera de otro modo como a los otros –Por cierto me llamo Cato- dije ofreciéndole la mano con la intención mas que nada de tocarla.
avatar
Cato Hadley
Distrito 2: Tributo
Distrito 2: Tributo

Mensajes : 98
Dinero : 178
Fecha de inscripción : 14/02/2012
Apodo : Cato
Humor : Depende la ocación
Distrito: : 2

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Creí que sería un día normal {Ammber}

Mensaje por Ammber Townsend el Vie Ago 03, 2012 11:19 am

Descanso es lo único que necesitaba, tomarme un descanso de las tonterías de mi madre y de todo lo que hacía, necesitaba sentirme libre por un maldito segundo y la única forma de poder hacerlo era visitando a algunos parientes del distrito 2. Sabía que no estaba permitido que alguien viajara de distrito a distrito pero algunos familiares eran agentes de la paz y podía dejarme pasar tras un largo tramite para ese cambio.


Me emocionaba la maldita idea de una buena salida, de ser independiente una vez más como lo era cuando era chica, necesitaba todo para sentirme bien. Había llevado todo lo necesario para este viaje y sobre todo mis cuchillos, no me iba por mucho tiempo solo unas semanas o lo que aguantara con los fresas de los profesionales, también quería aprender de ellos porque quizá en mi ultimo año entraría a los juegos a vencer a la bola de idiotas que entraran.


Me desperté sintiendo el sol en mis ojos –Maldita sea!- exclamé corriendo directamente hacia la ventana para cerrar las cortinas, en el distrito 8 el sol no era un problema que me afectara pero aquí parecía que era el punto susceptible del sol, apenas se podía soportar, y si así estaba aquí no me quería imaginar como estaba en el distrito 4. Me fui hasta mi armario abriéndolo y pensándome que ropa tomaría para mi primer día en el instituto, uno de los tratos de mi madre había sido que entrara a un instituto si me iba de la casa y mis tíos habían aceptado así que no había forma de huir de esto.


Escogí una blusa roja y un pantalón de mezclilla con mis tenis favoritos, no planeaba ser una modelo allí adentro por mi que se murieran todos los alumnos de ese lugar. Me cepillé el cabello hasta que quedara de una forma que me gustara y me pinté los ojos de negro con algo de brillo en los labios y bajé las escaleras.


-Me voy al instituto, no me esperen temprano que no llegaré- fue todo lo que dije y le hice una sonrisa fingida a mi tía antes de salir. Debían agradecer que no fuera tan grosera con ellos, intentaba contenerme aunque había algo en mi sangre que me hacía pelear con la familia como si fuera un deporte o una obligación.


Caminé al instituto no estaba lejos, de hecho estaba más cerca de lo que esperaba y maldecía a mis tíos por vivir tan cerca de este infierno. Entré sintiendo las miradas de todos pegadas en mi, eso de ser la chica nueva era una verdadera estupidez todos te miraban como un bicho raro como si en cualquier momento les fuera a hacer algo que era verdad, solo hacía falta meter la mano en mi bolsillo derecho tomar el cuchillo y….


-Sus papeles- dijo una señora interrumpiendo mis pensamientos. ¿Directora?¿Profesora?¿Señora de limpieza?.


Saqué los papeles y se los entregué recargándome en la pared con aburrimiento, porque se tenían que tardar tanto chocando solo unos simples documentos ni que fuera mi biografía. Vi a un chico de cabello oscuro pasar y lo miré sonriendo, en este lugar podía divertirme sobre todo porque estaba lleno de chicos con los cuales podía jugar lo que no podía hacer en mi distrito. Lo miré de arriba hacia abajo y solté una risa al ver que se ponía nervioso y se iba, me gusta causar eso en los chicos era muy divertido sobre todo cuando ni me dirigían la palabra.


-Salón 8, clase de literatura sigue el pasillo a la izquierda la ultima puerta- dijo la señora entregándome mi horario y dejándome ir. Que ironía, salón 8 ¿acaso mi numero de lista sería 8?.


Caminñe hasta el final del pasillo y llegué a la puerta entrando lentamente sintiendo las miradas de todos, sobre todo de los chicos babeando y las chicas con odio. ¿Les dolía la competencia? Esperaba que si.


-Ammber Townsend- dije entregándole mis papeles y mirando a los demás. Noté a una chica que se sentaba hasta adelante, me miraba con odio como si de verdad me conociera daba risa porque aunque me conociera llegaría a odiarme, así era yo muy pocos lograban comprenderme.


-Adelante señorita Townsend- dijo el profesor y me entregó la hoja, supongo qye era una hoja de asistencia, así que no había forma de escaparme en mi primer día de escuela. –Hasta atrás hay un lugar disponible, por ahora compartirá mesa con el hasta que su compañero se presente- aclaró y se paró para cerrar la puerta que había detrás de mi.


Caminé hasta atrás aun sintiendo las malditas miradas de todos, comenzaban a hartarme mas que gustarme, no es nada agradable que se te queden viendo sobre todo cuando no conoces a nadie, y allí mi maldita desconfianza, no debía ser vulnerable con ellos.


Miré a mi compañero y vaya premio que me tocó. Era alto y fuerte, tenía el cabello claro y peinado de una forma que lo hacía ver sexy, sin duda parecía ser el típico que estaba rodeado de chicas todo un reto. Me senté intentando prestar atención a la clase aunque no dejaba de pensar en el chico que tenía a mi lado, por alguna razón era el único al cual no quería matar en este salón, quizá podría llevarme bien con el. Desvié la mirada a su mochila y vi una espada asomándose, sonreí al ver que el tampoco venía desarmado era como un maldito sueño, una maldita broma.


El profesor dejo trabajo en equipo y por lo regular me gustaba trabajar sola pero quería congeniar con el, hablar con el como si debiera hacerlo. Me miró y yo le regresé la mirada igual de seria aunque sentía algo estúpido por dentro. Escuché que dijo que debíamos trabajar seguido de su nombre al cual sonreí –Ammber- dije dándole la mano y sacando mi libro.


-La verdad no tengo la maldita idea de que debemos hacer exactamente pero creo que debíamos leer y escribir ciertas líneas de las paginas que están en el pizarrón así que…-sonreí al ver que me miraba y deje el libro en la mesa - ¿Qué?¿que tengo?- dije entre risas evitando las miradas de los demás.

_________________

ME DA LO MISMO LO QUE PIENSEN DE MÍ.
TOTAL, YO SIEMPRE PIENSO ALGO PEOR
SOBRE ELLOS.
avatar
Ammber Townsend
Distrito 8: Tributo
Distrito 8: Tributo

Mensajes : 411
Dinero : 457
Fecha de inscripción : 25/02/2012
Apodo : Amm
Humor : Superior a ti 8)
Distrito: : 8

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Creí que sería un día normal {Ammber}

Mensaje por Cato Hadley el Sáb Ago 11, 2012 2:33 pm

No sabía si ofrecería mi mano bien o simplemente se limitaría a ignorarme, sin embargo la aceptó como si yo no fuera uno más de allí, como si tuviera algún tipo de trato Vip que hiciera que no se comportara mal conmigo. La miré un poco más, era sexy, el tipo de chica por el que cualquiera moriría y no exagero, estoy seguro que cualquier idiota de esta clase daría su vida por ella, si con solo verla entrar podía ver como Tyler babeaba como loco.

Había escuchado su nombre, Ammber, un nombre que no se me olvidaría de eso estaba seguro como había mencionado era una chica difícil de olvidar, seguro que si ella entrara a los juegos robaría la atención de todos y cada uno de los patrocinadores y no solo por el físico si no porque hasta a distancia se veía su rudeza y lo supe cuando noté que miraba mi espada, cualquier chica del salón simplemente pensaría que era un artículo y ya, pero estaba seguro que ella sabía perfectamente lo que era, algo me decía que era la clase de chica que necesitas como aliada y no como una enemiga.

La escuché hablar y me dio risa, su voz era como esperaba seria pero con un toque de dulzura muy escondido, se notaba que reprimía mucho sus emociones, tanto o más que yo. Tomé el libro e intenté hacer lo que ella me había dicho, no había escuchado las instrucciones ya que solo había estado pensando en como jodidos debía comportarme con ella.

Me le quedé mirando como un estúpido, por un segundo podría haber quedado como cualquier idiota del salón, me abría quedado así para siempre pero ella me habló y no pude evitar sonreír un poco -No eres de este distrito- solté de repente y luego me di cuenta de lo frías que habían sonado mis palabras así que volví a mi sonrisa de antes -Quiero decir, se nota que no eres de este distrito ¿De donde eres?- pregunté intentando iniciar una conversación para toda la clase.
avatar
Cato Hadley
Distrito 2: Tributo
Distrito 2: Tributo

Mensajes : 98
Dinero : 178
Fecha de inscripción : 14/02/2012
Apodo : Cato
Humor : Depende la ocación
Distrito: : 2

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Creí que sería un día normal {Ammber}

Mensaje por Ammber Townsend el Sáb Sep 08, 2012 8:42 am

Los trabajos de la escuela eran una verdadera estupidez, de que me iba a servir la literatura en la arena? para recitar un poema cuando estuviera a punto de morir?, esto de venir a la escuela era solo para jodernos a todos, esto no tenía nada de vacaciones me iba de un distrito para salir de la rutina pero el distrito 2 era igual, salvo por el hecho que en las tardes entrenaban y yo necesitaba eso, entrenar sin que pareciera violar la ley.


Nos quedamos así, mirando uno al otro, era una estupidez sobre todo porque en las películas pasaban tonterías de este modo, así que cuando hablé y el me contestó no pude evitar hacer una expresión de sorpresa. Esperaba un "Tenemos que trabajar" o un "Un gusto conocerte" pero no esperaba que supiera la verdad sobre que yo no era de ese distrito y sobre todo que me lo soltara en la cara con tono de correrme.


No se cuales habían sido mis sentimientos pero no pude evitar ponerme en posición de ataque, como si en cualquier momento entraran por la puerta del salón un grupo de agentes de la paz y me sacaran a la fuerza hasta convertirme en avox por no hacer caso, El chico era del 2, una marioneta del capitolio no había forma de que yo pudiera salir de esta, solo me quedaba mi defensa propia.


-Te afecta que no sea de "Tú" distrito?- pregunté con la voz fría, todo mi buen humor se había ido por la borda, me había puesto alerta y ahora no había como me hiciera bajar la guardia. Lo miré viendo todos sus movimientos, no quería llegar a las heridas, pero si tenía que pelear con el para salvarme lo haría, así era la supervivencia del distrito 8, de los Townsend.


Escuché su otra pregunta ¿decirle o no?, obvio no contestaría por el simple hecho de que si me atrapaban sabrían donde empezar algún levantamiento, el 8 correría algún peligro por mi culpa y aunque me gustaría ver a algunos de mi distrito sufrir algunos otros no lo merecían. No aparte mis ojos del chico y después a la espada que tenía en la mochila, no sabía que tan bueno era con la espada el chico pero se veía que mucho, por algo la cuidaba y escondía como su vida, quizá era tan bueno como yo con los cuchillos.


-¿Importa mucho de que distrito soy?- pregunté seria y luego me puse de pie alejándome de la mesa de trabajo para dirigirme a la salida. Le hice un gesto al profesor de que iba a salir y luego caminé hacia el baño, tenía que pensar y huir o quedarme, tampoco es que el chico me hubiera amenazado, solo había notado que no era de allí, no podía asegurarme que fuera malo, sin embargo ¿que profesional no es "malo"?


Me metí al baño poniéndome frente al espejo, no me veía mal eso explicaba las miradas que había recibido al inicio del día me preguntaba que tanto podría agradarle mi apariencia al capitolio. Me mojé un poco la cara intentando despejarme y cuando me sentí mejor salí de allí, sabía que llevaba mas de 10 minutos fuera de la clase pero no me importaba, esto era mas importante. Caminé rumbo al salón de clases cuando sentí que alguien me jalaba y aunque no había notado quien era, podía casi percibirlo. Cato.


_________________

ME DA LO MISMO LO QUE PIENSEN DE MÍ.
TOTAL, YO SIEMPRE PIENSO ALGO PEOR
SOBRE ELLOS.
avatar
Ammber Townsend
Distrito 8: Tributo
Distrito 8: Tributo

Mensajes : 411
Dinero : 457
Fecha de inscripción : 25/02/2012
Apodo : Amm
Humor : Superior a ti 8)
Distrito: : 8

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Creí que sería un día normal {Ammber}

Mensaje por Cato Hadley el Sáb Sep 08, 2012 9:11 am

Hablar sin pensar consecuencias era uno de los defectos de las personas del distrito 2, yo había soltado eso en todo serio y ahora se vería la desconfianza de Ammber sobre mi. Me gustaba que los demás me tuvieran miedo, me gustaba realmente mucho pero no que ella precisamente sintiera algo así por mi. Vi como se tensaba como si fuera a acusarla con un mayor ¿estaba en el distrito sin permiso?, no lo sabía pero no se me había pasado por la mente acusarla, estaba bien que nos conocieran como las marionetas del capitolio pero no todos lo éramos, yo por ejemplo no lo era.



Vi como había cambiado su tono de voz para hablarme, las cosas se habían salido de control y abría pensado que quizá era del distrito 1 pero no se veía que tuviera respeto por el capitolio, quizá del 4, tenía pinta de ser profesional, a pesar de su miedo no se rendía


-Creo que a todos los del salón les afecta que no seas del distrito- solté ya que fue lo primero que se me vino a la mente y después la miré pero esta vez igual de frío que ella a mi, los 2 parecíamos tener un sentido del humor similar, ninguna chica se me había puesto al tiro todas asentían a lo que yo dijera, esta era la primera vez de “discutía” con una chica por decirlo sí, se sentía bien.



-Realmente? Creo que sería mejor que me digas de que distrito eres aunque no es de gran importancia- dije y vi como la chica se ponía de pie para salir. No parecía ser de las que huían de los problemas y efectivamente, si hubiera querido huir se abría llevado su mochila pero no fue así, seguro fue al baño o a caminar por allí, no podía dejar esto así el trabajo por mi se podía joder.



Me puse de pie igual y le hice una señal al profesor de que igual saldría pero estaba tan metido en su lectura que a penas me hizo caso, caminé intentad buscarla cuando la vi dirigirse hacia el salón de nuevo. La seguí desde atrás y luego la jalé del brazo para que me volteara a ver –Ammber no te acusaré con nadie, solo dime ¿de que distrito eres?- pregunté cambiando mi tono de voz, intentando transmitirle confianza.
avatar
Cato Hadley
Distrito 2: Tributo
Distrito 2: Tributo

Mensajes : 98
Dinero : 178
Fecha de inscripción : 14/02/2012
Apodo : Cato
Humor : Depende la ocación
Distrito: : 2

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Creí que sería un día normal {Ammber}

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.